Informe nº 119 de 18.10.2020 para ‘Tras las ondas’, de Kevin Ibáñez

INFORME Nº 119

Estimados oyentes de TRAS LAS ONDAS, reciban cordiales saludos desde Madrid en nombre de la AER, de la Asociación Española de Radioescucha.

En los pasados meses, les hemos hablado sobre qué era la radioescucha en onda corta, sobre receptores antenas, las regiones, las bandas, los servicios y la propagación.

Hoy nos centraremos en los informes de recepción y las tarjetas de verificación, llamadas QSL.

Cuando un radioescucha sintoniza una emisora internacional puede que lo haga atraído por la programación, pero lo más probable es que esté más interesado por los aspectos técnicos de la captura. En este caso, es muy normal de que informe de los resultados y es de esperar que su molestia sea recompensada con el envío, por parte de la estación emisora, de una declaración oficial confirmándole que indudablemente logró escucharla. Tal verificación suele llamarse QSL, Tarjeta de Verificación o Tarjeta QSL.

Pero, de qué debemos informar a una estación al objeto de recibir la QSL. La respuesta es bien sencilla: aquellos datos que permitan a la estación comprobar, por medio de su propio registro, que el informe es correcto.

En primer lugar, la estación necesita conocer la FRECUENCIA en la que se la escuchó y que conocemos por dos vías: el indicador de nuestro receptor y los anuncios que la propia emisora emite de vez en cuando. Siendo, al comienzo y cierre de emisiones, el momento más propicio para escuchar el esquema de las emisiones. En caso de no aportar este dato, por las razones que sean, algunas estaciones lo consideran esencial y, por tanto, el informe que no contenga este dato no es merecedor de la preciada QSL.

En segundo lugar la estación desea conocer la FECHA Y HORA DE EMISIÓN para lo cual se recomienda utilizar la hora UTC o Tiempo Universal Coordinado que coincide con la hora del Meridiano de Greenwich (GMT). Conviene, por tanto, saber la diferencia horaria existente entre nuestro lugar de residencia y el horario UTC.

Un tercer particular en que está interesada la estación es la CALIDAD DE LA RECEPCION para cuya cuantificación usaremos el código SINPO que no es ni más ni menos que una síntesis valorativa y numérica de la calidad de la señal recibida. En el próximo mes les hablaremos de este código.

Completan el informe los DETALLES DEL PROGRAMA ESCUCHADO, en los que detallaremos de manera sucinta los ítem o características resaltables de lo escuchado.

Además, debemos incluir algunos datos personales como: NOMBRE Y DIRECCIÓN, RECEPTOR, ANTENA, etc. Y, claro está, no debemos olvidar incluir una frase que indique nuestro deseo de recibir la QSL si consideran que el informe es correcto.

De la teoría a la práctica, escuchemos a la emisora asiática LA VOZ DE VIETNAM que emite desde Hanoi en varios idiomas, entre los que está el español, si bien la dicción de los locutores no es todo lo buena que se puede esperar:

<GRABACION VOV>

En fin, con esta cuña de la emisora internacional vietnamita, les dejamos. Pero, antes de acabar, no olviden que pueden contactar con nosotros en el correo: radio@aer.org.es así como en nuestra web aer.org.es y en nuestros perfiles en la redes sociales de Facebook y Twitter.

¡Hasta la próxima, muchos 73s y buenos DX!

Print Friendly, PDF & Email